miércoles, 20 de noviembre de 2019

SELECCIONES

Viaje simbólico, el juego del Ser.

Ayer, como asiduamente suelo hacer es adentrarme en zonas alejadas donde predomina la naturaleza por doquier y que no haya incursión humana que pueda despistarme, también de ser posible que el móvil se quede sin señal por sí solo, pudiendo salir de todo ruido externo para centrarme en la magia del silencio.

En esta ocasión el lugar que elegí fue una cala (playita) que es conocida casi solo por los lugareños de la zona y que conlleva su tiempo acceder a esta. Siempre surge así, siento la necesidad de resguardarme en soledad para también acallar el ruido mental y poder descubrir lo que se me está pasando por alto.

Después de pasar un buen rato de reflexión y observación junto a la orilla del mar, sentando sobre los restos de lo que había sido un viejo y enorme árbol que en algún momento un fuerte temporal había arrastrado, observe que había varios senderos de cabras que conducían a una mejor panorámica de la puesta de sol. Uno parecía difícil ya que bordeaba el acantilado, y el otro era un poco más largo, pero parecía más fácil, así que decidí moverme para sumergirme en la magia de la puesta de sol y poder recibir nuevos datos. El camino que elegí para la ida fue el más “fácil”, y el de regreso el más “difícil”, siendo este el motivo por el cual comparto la experiencia y la magia de lo que ocurrió.
Ya de regreso a la cala por el camino de cabras, sin más me di cuenta que había tomado un desvió, ese llevo directo al camino “difícil”. Aquí me pare y observe como estaba la cosa. El camino seguía, pero había unos arbustos que cubrían todo el camino donde me tendría que agachar a cuatro patas por un metro y medio, luego avanzar unos metros para bordear un acantilado de unos 3,5 a 4 metros de altura donde tendría que agárrame fuerte a unas ramas con las manos, también el suelo estaba con pendiente hacia el borde del acantilado, dificultando aún más el paso y sabiendo que un pie en falso podría costarme caro. Ya por último tendría que descender esos metros por un suelo de tierra (barro compacto, húmedo y deslizante) para tocar por fin el suelo firme de la cala. En ese instante surgió una ecuación de elección que decía que podía regresar atrás y tomar otra vez el sendero del camino “fácil”, pero al mismo momento recordé el simbolismo y los trabajos de logia enseñados por Helimer, donde al igual recordé los pasos de la iniciación de la película francesa, surgiendo enseguida esta pregunta ¿Y si esto es mi prueba? Un rito por la naturaleza conducido de la mano por mi Guía y Protector al viaje simbólico, el de las dificultades que tiene que enfrentarse y sobrellevar con Voluntad uno mismo. Evidentemente DDLA es una Logia Salvaje virtual, y como se que la magia existe… “Eureka”. Así que ni me lo pensé dos veces, también estaba seguro de mis habilidades, sabiendo que no era extremo, pero si difícil, habiendo surcado caminos parecidos en muchas otras ocasiones.
Me centre poniéndole la intención en lo que estaba haciendo, sintiendo y prestando máxima atención a cada detalle, acallando el ruido y estando en el ahora. Al estar agachado a cuatro patas las puntas de las finas hojas de pino se clavaban en las manos y ramas sobresalientes dificultaban el paso frenando el avance. Luego estando ya en el paso del borde del acantilado, mire el precipicio y el corazón empezó a bombear más rápido, había tensión, pero tampoco dude y me agarre como pude a las ramas de los arbustos, pasando esa dificultad como pude. Aquí me pare unos instantes y respire profundo, viendo que había pasado por lo más difícil, pero aún no podía cantar victoria porque quedaba el tramo resbaladizo, que al descenderlo vi algo con agrado, y que a eso lo percibí como una recompensa, había unas fuertes raíces que hacían de barandilla pudiendo sujetarme a ellas y llegar al pie de la cala sin dificultades, aconteciendo enseguida una alegre sonrisa y una humilde satisfacción, entonces di las Gracias de corazón por este viaje simbólico, siendo este imposible de plasmar el sentir, y lo que se acerca más es esta expresión escrita.
                              En esta foto se aprecia el camino "facil y el "dificil"
Con eso pensé que todo había terminado, pero no fue así porque se dio paso a una revelación. Justo ahora comprendo la importancia de las sociedades secretas que son escuelas iniciáticas y que han resguardado el conocimiento por generaciones, en este caso el del simbolismo y la profundidad que llevan al descubrirlos o destaparlos.

Cuando habían pasado unos minutos de ello, estaba emocionado y una radiante sensación se expresaba, luego acto seguido la mente se fue directa aquí, a cómo podía contar lo sucedido, quedando en una recurrencia y perdiendo la magia del ahora, hasta que volvía en mí y luego otra vez recurrencia. En cuestión de quince minutos me vinieron muchas cosas en la mente, contaba cosas en primera y tercera persona, hasta que sin más una pregunta salió disparada de mi boca en voz alta ¿Quiénes son los que hablan? y luego, ¡¡¡flash!!! La imagen de Smigol de un artículo que publico Morfeo, entonces acto seguido salió de mi boca, gollum, ¡¡gollum!!

Ahí estaba la revelación, estaba en estado de contemplación y se dio un shock, pudiendo identificar las múltiples miradas de la personalidad virtual y reconocer los distintos yoes o egos que tengo fragmentados, solo de esta manera puedo comenzar con la definitiva Unificación, y que ahora releyendo el artículo “Unificación” me surgen varias preguntas, ¿Quién fue el que hizo la pregunta, quienes son los que están hablando? Sin duda esto fue como una bomba que me causo caos y confusión en el momento, ¿Nació otro Yo que fusiono en uno los yoes? ¿Sera el YO director?, ¿El Espíritu del Ser? Por ahora solo me queda continuar el camino con humildad y agradecer de corazón el trabajazo que estáis haciendo con esta excelente y mágica instrucción equipo DDLA, GRACIAS.
Sektorl
COLABORAR CON DDLA

El botón de Whatsapp funciona solo en dispositivos móviles

Comienza a escribir y presiona Enter para buscar