sábado, 29 de septiembre de 2012

CONSTRUYENDO VERDADES (II)

“…Ya saben que este es un espacio jerárquico, el que no esté de acuerdo o no le guste el término y lo que ello conlleva, puede retirarse ahora, pues en esta etapa se notará más que nunca…” Cuarta fase.

Siguiendo con la línea de construyendo verdades hoy profundizaremos en uno de los temas más controvertidos de los últimos tiempos. Pretendo mostrar y exponer, de la manera más clara y simple posible, que la mayoría de la tecnología conocida en el mercado, es de procedencia extraterrestre, y ni hablar de la oculta al común de la gente, que manejan los círculos de poder de la que no nos ocuparemos ahora. Antes de comenzar, les recomiendo la lectura del artículo “la tecnología imposible”, como introducción al tema.

Bardeen, Shockley y Brattain en los
Laboratorios Bell en 1948.
William Bradford Shockley, premio nobel de física en 1956 por sus investigaciones sobre semiconductores y el descubrimiento del efecto transistor, junto con John Bardeen y Walter Brattain compañeros de investigaciones en los laboratorios Bell en 1945,  “descubrieron y desarrollaron” supuestamente en 1947, el  primer transistor de contacto, y el 7 de abril de 1949, Shockley realiza la primera prueba de lo que él llamó, el principio del "sandwich" transistor; siendo el comienzo de la nueva era de la electrónica y la física de las partículas. Había logrado mágicamente, el transistor de estado sólido. Pueden encontrar mucha información y bibliografía al respecto en la red, lo que no encontrarán es que William Bradford Shockley formó parte del grupo Majestic12 y el Bell Labs fue una de las compañías contratistas encargadas de llevar a cabo la investigación e ingeniería inversa de la tecnología extraterrestre recuperada. Claro está que para tener la certeza de esto, también se tiene que tener la seguridad que gran parte o todo el documento Milton William Cooper es cierto, si no, se entrará en el bucle de la duda. Éste fue el comienzo del paradigma más controvertido de esta época, el salto tecnológico más grande y rápido conocido en la historia de la humanidad. De la válvula de vacío, al transistor de estado sólido, en menos de dos años y sin una etapa previa e intermedia que justificara el cambio. Evolución tecnológica por generación espontánea a su más alto nivel.

No es necesario conocer en detalle la historia antes narrada para comprender la verdadera importancia de este acontecimiento. La humanidad entró a la era tecnológica gracias a la participación de los seres extraterrestres, sea de forma cooperativa y voluntaria o no. El transistor de estado sólido fue la única tecnología lograda por ingeniería inversa, que salió a la luz casi de forma inmediata luego de ser comprendida y desarrollada. Después de este proceder lógico y necesario, toda aquella tecnología conocida, tiene por lo menos doscientos años de desfasaje antes de salir al mercado y tomar conocimiento público. O sea que, hay doscientos años de retraso entre la tecnología que liberan y usamos, y la que mantienen oculta y usan ellos. Por ejemplo los microprocesadores más avanzados del mercado, ya son obsoletos comparados con la tecnología que manejan los círculos de poder. Se habla del procesador cuántico como el futuro de los microprocesadores, porque ya es tecnología obsoleta. Los microprocesadores actualmente desarrollados en DARPA, conjuntamente con “ingenieros” extraterrestres, no son binarios, son procesadores de burbujas matriciales dimensionales, por no encontrarle un mejor nombre que los represente (no confundir con procesadores binarios matriciales SIMD) cuyo bit de información es una matriz espacio-dimensional, que trabaja como los espacios matriciales. Por ejemplo un PBMD (procesador de burbuja matricial dimensional) 12x12, trabaja con 144 posibilidades o realidades al mismo tiempo en un solo bit de información, cada uno en una vibración diferente de realidad virtual cubriendo toda la gama de posibilidades dentro de cualquier algoritmo procesado. Es como si tuviéramos todas las posibilidades de la ecuación de elección sucediendo al mismo tiempo. Esto no sólo logra cubrir los futuros alternativos (diferentes resultados según las variables) del proceso algorítmico, sino que ocupa un espacio tan diminuto, que puede considerarse despreciable en la materia, logrando ser “implantado” o instalado en cualquier espacio del tamaño de unos pocos micrones. Si ustedes tuvieran un procesador de burbuja matricial en su computador, no notarían la diferencia más allá de su velocidad de procesamiento, que sería un poco superior a un i7 de Intel, pues su uso estaría limitado al 1 x 10^-143 % (uno por diez elevado a la -143); que es igual a 0,00...seguido de 140 ceros más,  y al final un 1,  pero en cambio, utilizado en procesos de inteligencia artificial, sería superior en análisis, al cerebro de Albert Einstein y Stephen William Hawking juntos. Una de las características más notables de esta tecnología, es su trabajo en frío  o sea que no levanta temperatura, sino que la desciende. Por ejemplo, una nave extraterrestre, comúnmente llamada OVNI o platillo volador, cuya definición correcta es “trazador matricial vectorial”, pues la nave no viaja, solo traza la ruta y lo que se desplaza es el espacio-realidad alrededor de ella, tiene una estructura inteligente que se enlaza con el piloto, formando un conjunto bio-máquina perfecto, este enlace y todo el TMV, es monitoreado y controlado por un PBMD de matriz 128x128 como mínimo, que sería imposible de refrigerar si no trabajara en frío.

 Hormiga sosteniendo un microchip
PBMD  2x2 en su mandíbula 
Mucho de lo común y cotidiano está regido por tecnología extraterrestre. Celulares, fotografía digital, grafeno, microprocesadores, nanotecnología, lcd, armas de partículas, HAARP, RMI, fibra óptica, láseres, kevlar, videojuegos, e infinidad de tecnologías que usan procesadores binarios, y otras que ya usan procesadores cuánticos o de burbujas matriciales sin que usted se dé cuenta, como algunos insectos y virus llamados nanomites, los trajes de invisibilidad de la armada Americana, los vehículos de ingeniería inversa como el TR-3B de la fuerza aérea de Estados Unidos y algo de lo que ni se imagina, su tarjeta de crédito, la cual dispone de un microchip de burbuja matricial dimensional 2x2, suficiente para registrar, rastrear y anticipar todos sus datos y actividad comercial de toda su vida, dando además la localización exacta de su ubicación geográfica en cualquier momento del día con anticipación, dentro de su particular ecuación de elección. La realidad es como las películas de Harry Potter, existe un universo visible para el común de la gente, y otro muy distinto para los magos y hechiceros de Hogwarts.  

Adelanto a los idiotas de siempre que todo lo dicho en este artículo y los venideros es mentira, es sólo producto de mi imaginación, y lo que verdaderamente cuenta son las energías que generan, así que ahórrense la crítica y la discusión, ya que no es necesario rebatir nada de lo dicho. No me crean, no crean nada de lo que digo, investiguen y créanse a ustedes mismos. Es la única manera de destruir una mentira para que se convierta en realidad, y la verdad, por fin, salga a la luz. Nosotros convivimos con la tecnología extraterrestre, forma parte de nuestras vidas y podemos considerarla patrimonio de la humanidad, no sólo de unos pocos que la usan para manipularnos y dominarnos a su antojo y conveniencia. Tecnología que serviría para terminar con el hambre, el sufrimiento, las enfermedades, la miseria, y llevar al Lhumanu a un siglo de paz, a una edad de oro, preludio de la Matrix 15.64, que quieran o no, se instalará por defecto en este universo. Recuerden, recuerden que esto es posible, que ya sucedió, que ya están ahí. Recuerden que la existencia tiene magia, la magia que ustedes recuperaron de entre los escombros de este mundo, y que será el nuevo paradigma del Humano cuando al fin, la magia, se instale definitivamente en esta realidad.    


Enlaces de L@ Red:

EugenioG » El Misterio de los Transistores

El botón de Whatsapp funciona solo en dispositivos móviles

Comienza a escribir y presiona Enter para buscar