miércoles, 18 de mayo de 2016

La otra historia 3×04 – Los patrones básicos

Los patrones básicos

Bienvenidos a LOH, hoy vamos a tratar lo que llamamos Patrones Básicos.

Estoy convencido que en mas de una ocasión, todos nos hemos hecho la pregunta de como es posible que la historia de la Humanidad haya dado genios como Mozart, un virtuoso que a la edad de 5 años, demostraba tener una capacidad prodigiosa para dominar instrumentos musicales como el piano o el violín e incluso, compusiese obras musicales.

Genios como Leonardo, Newton, Einstein, Nicola Tesla entre otros, ¿Cómo pudieron desarrollar en su existencia, teorías más allá de su tiempo? ¿Una casualidad o quizá fueron capaces de recordar y recuperar un conocimiento aprendido de anteriores conexiones?

Sobre esto, hoy queremos hablarles de esto y será atendiendo, los Patrones Básicos, ¿Y qué son? Los podemos definir, como sistemas automatizados que vienen prestablecidos de fábrica y quedan cargados en nuestro ADN.

Nuestra máquina biológica aparte de crear energía, tiende a ejecutar funciones básicas de forma autónoma y sin nuestra intervención consciente, pues cuando las ejecutamos, salen con total normalidad y naturaleza, como una capacidad o habilidad innata.Este modus operandi se rige por dos tipos de patrones que les vamos a describir en DDLA: uno es el patrón metabólico y el segundo, es conductual. El patrón metabólico, queda sujeto a las llamadas “esfras mentales” (pueden leer al respecto en DDLA dentro del artículo “ E.T.D”. Este patrón es una placa energética que se ubica en los cuantas cúbicos que a modo de resumen, les diremos que es donde quedan grabados los seis principales elementos que componen nuestro cuerpo; Ca, CL, C , Na , K y N.

Estos elementos integrados en la tabla periódica, realizan combinaciones atómicas en los estados sub-abtómicos de modo que cuando en nuestro interior entra alguno de ellos, bien sea por medio de lo que ingerimos, bebemos o respiramos, es comparado con su patrón específico e identificado como elemento patrón base metábólico para acto seguido, quedar a disposición para efectuar las combinaciones químicas y procesos alquímicos en nuestro organismo una vez reaccionan con el oxígeno, dando lugar una serie de no menos de 10 octavas internas que se suceden sin que nos percatemos, pues están en nuestra mecánica biológica como particularidad y en ella, delegamos la confianza de cada proceso.

Hasta aquí lo que respecta al patrón metabólico como generador de energía.

El patrón conductual es un poco mas complejo pues se encarga de aprender y grabar las conductas con las que opera la persona de forma automática, y cito como ejemplo como el proceso de lavarnos los dientes, conducri un vehículo hasta lo mas complejo como Mozart, un virtuoso de la música a los 5 años.

Todo lo que hacemos es energía que no se pierde, bien sea aprovechada o cedida, consumida o transformada, todo pues, queda registrado aunque no nos acordemos.El patrón conductual es una placa energética ubicada en la superficie de las esferas mentales y queda formada por tres capas o niveles:

El nivel externo o de registro, el nivel medio o de interpretación y el nivel inferior o de conexión.

El externo, se encarga de registrar la información sin filtrar, es información que procede de estímulos del entorno que nos rodea y percibimos por los 5 sentidos. El nivel medio procede a filtrarla por interpretación y asociación de elementos, es una decodificación de la información recibida del primer nivel.

El nivel inferior, tiene el rol de a conexión con los canales de nuestra máquina biológica que transmiten impulso desde una parte del organismo a otra del mismo organismo y se llamas “aferentes”.

Los otros son los llamados “eferentes” que transmiten impulsos hacia afuera desde una parte del organismo a otras periféricas). Estas conexiones van ligadas a la memoria celular, registro hormonal, central de archivos volitivos (arquetipos de la voluntad) y memorias védicas (librerías de horizonte) del individuo.

La parte superior se compone de una rejilla cuadriculada de 8 columnas por 8 filas, dando por consiguiente 64 casillas llamadas RUNAS. Imaginen un tablero de ajedrez donde cada casilla, va grabando información que se descarga cada 7 años. Todo lo que grabamos en ellas, no llenan las 64 casillas sino que las filas 7 y 8, pertenecen al sistema y recogen por un lado un resumen de la información grabada y para hacer grabaciones de la expansión de la consciencia. La descarga por septenio, traslada lo guardado a las librerías de horizonte, quedando vacías y listas para llenarse en el siguiente período. Estas zonas reservadas, en cada conexión que iniciamos al nacer, pueden venir limpias y en casos, traen grabaciones de existencias anteriores o posteriores que utilizamos de forma instintiva, y cuando llega el momento de la desconexión de nuestro cuerpo físico, el alma se lleva el patrón de conducta consigo intacto, tal cual fue grabado.

La forma de grabar las runas se basa en un proceso de imágenes o símbolos simples asociados a los paradigmas y arquetipos implantados o construidos por nosotros. si en nuestra niñez tuvimos una experiencia traumática relacionada con un animal, el suceso grabará en la runa la imagen que asociamos con ese animal, que no siempre tiene que ver con el animal en sí, sino con lo que este representa, por ejemplo, la violencia o agresividad.

Estos símbolos grabados en las runas son los que utiliza el programa Monarca, MK-Ultra para programar a sus inconscientes agentes y activar o desactivar esa programación.

NMCNDLQD

Jose de Aetamira

Programa completo




Sektorl

0 comentarios :

Publicar un comentario

Muchas Gracias por su aporte